sábado, 30 de mayo de 2009

PROTECTORA DE ANIMALES Y PLANTAS DE ALICANTE

En un diario de mi ciudad, Información, semanalmente Raul Mérida, Presidente de la protectora de animales y plantas de Alicante, escribe una columna sobre sus vivencias con nuestros amigos abandonados, o que sus dueños dejan allí por vaya usted a saber que pintorescas razones...

Cada semana abro el diario y busco su columna, y hoy me he decidido a recopilar sus escritos para poder volver a leer aquellos que mas me han emocionado. Buscando en Google me he visto sorprendida por la cantidad de críticas contra esta persona y contra la sociedad que preside, no puedo dar una opinión objetiva porque aunque resido a pocos kilómetros de esta protectora, jamas la he visitado ni conozco de ninguna historia que me hayan contado en primera persona. Aquí dejo un enlace de un artículo del diario El Pais donde se ponen de manifiesto estas críticas:




De cualquier manera, sean ciertas o no las demandas interpuestas a esta persona, pienso que sus escritos han contribuido a concienciar un poco a la gente sobre el maltrato a los animales, el abandono, etc...,y considero oportuno abrir esta entrada para ir colgando sus relatos, de momento he seleccionado un par de ellos, de cualquier manera se puede acceder a ellos directamente desde la hemeroteca del Diario Información


Fuente:




Solos en la madrugada 11/2/2009


Cuentan que, en una ocasión, un hombre caminaba por la orilla de un río Allí se encontró a tres carpinteros trabajando. Construían un puente que permitiría cruzar de un lado a otro. Sin embargo, nuestro amigo caminante desconocía la labor que realizaban, así que, según iba encontrándose con los mismos, a cada uno le preguntaba siempre la misma cuestión: -¿Qué hace, buen hombre?-. El primero le contestó: -¿No lo ve? Estoy trabajando para ganar dinero-. El segundo le respondió: -¿No lo ve? Estoy cortando una madera-. Y el tercero le dijo: -¿No lo ve? Estoy construyendo un puente. Junto a mis compañeros estamos llevando a cabo un gran proyecto. Vamos a poder realizar el sueño de mucha gente que durante años pidió que se unieran los dos márgenes del río. Podrán cruzarlo, se unirán dos culturas y los habitantes de un lado y otro, tendrán un límite menos en su vida. Estamos haciendo historia-".Hace un par de semanas, unos chicos se encontraron un perro perdido, triste y mal herido. Era de madrugada y el animal estaba en muy mal estado. Había sido atropellado por alguien con mucha prisa y pocos sentimientos. Sólo ellos estaban para socorrerlo, junto a algunos amigos a los que avisaron. Y buscaron ayuda fuera por no la encontraron. Se les cerraron, una tras otra, todas las puertas a las que llamaban, muchas veces porque sus bolsillos estaban llenos de fuerza pero vacíos de dinero y, otras, por pura dejadez de quien trabaja con desgana. Sin embargo, su sensibilidad no les permitió quedarse parados. Siguieron buscando veterinarios, asistencia y ayuda. La vida de aquel animal triste y perdido, valía una lucha sin límites ni horarios. Era el todo por el todo. Y quiso la fortuna que la voluntad de aquellos chicos se uniera finalmente a la de un veterinario, Pedro Azguedo que, inmediatamente, se puso manos a la obra para intentar curar a ese animal sin pedirles nada a cambio. Supongo que, como en la historia del principio, hay gente que trabaja por dinero sin más objetivo ni ilusión. Otros que sólo ven lo que hacen en el momento, como el segundo carpintero que no se daba cuenta de la trascendencia de sus actos. Pero, hay otros a los que les gusta lo que hacen y se sienten orgullosos de lo que crean, personas capaces de levantar una idea y de salvar una vida, como aquellos chicos que ayudaron a aquel perro y aquel veterinario que supo ver que, aquella fría noche, había dejado entre sus manos, el destino de un pobre animal herido. Y una vez más el milagro se produjo y varios ángeles coincidieron en el mismo lugar, a la misma hora, aunque en este caso fuera ya muy de madrugada.Cuentan que los judíos en la Segunda Guerra Mundial, repetían una y otra vez una frase que venía a decir algo así como: -Quien salva una vida, salva el mundo-. Ellos aquella noche salvaron al mundo porque creyeron en la vida y en la solidaridad.


Raúl Mérida es presidente de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante.


Olvido 4/3/2009


Hace poco leía la historia, absolutamente real, de un hombre que había sido encontrado en su casa después de haber fallecido. Al parecer, la muerte le sobrevino por causas naturales, seguramente por un infarto. Su cuerpo, en el momento de ser hallado, se encontraba recostado en la cama con el pijama puesto y el periódico entre sus manos. Lo curioso es que al mirar su rostro los policías comprobaron que en realidad su cara ya no era sino una calavera. Su rostro estaba completamente consumido y su cuerpo era sólo huesos. Entonces los investigadores miraron la fecha del periódico y comprobaron como correspondía a dos décadas antes. La conclusión fue rápida. La persona había fallecido hacía nada más y nada menos que veinte años.Durante todo ese tiempo su cuerpo se había ido deshaciendo y sólo su esqueleto guardaba la forma y conseguía sostener su ropa. Sin embargo, la historia no es única. Cada cierto tiempo, en algún lugar del mundo, aparece el cuerpo sin vida de alguien que murió hace mucho, mucho tiempo. Unas veces sus familias cierran así una búsqueda angustiosa pero, otras, se trata de personas cuya desaparición no fue denunciada por nadie, como el caso del hombre anterior. Personas sin familia, ni amigos ni enemigos ni compañeros de trabajo ni tampoco trabajo ni nada. Nada de nada.Quizá en la vida actual, casos como éste, cada vez comiencen a ser más numerosos. Al fin y al cabo, vivimos muy solos. Claro que, imagínense con los animales. ¿Se han fijado alguna vez cuando viajan en coche en la cantidad de animales muertos que existen en los arcenes de las autovías? Todos ellos fueron perdidos o abandonados por sus dueños. Dicen que en nuestro país son miles de toneladas las que se recogen cada año de animales muertos abandonados en las carreteras. Ya ven, son tantos que se cuentan por peso, ni siquiera por número. Todos aparecen un mal día atropellados y muertos sin que, en la mayoría de los casos, nadie los reclame ni avise de su pérdida.Con su traje puesto a medida del mejor amigo del hombre, se funden poco a poco con el alquitrán de los arcenes y dejan una y otra vez su cuerpo y su amor pisoteados por los neumáticos de los coches. Mientras tanto pasan los días y miles de coches a su lado, sin ni siquiera mirarlos. Sí, acaban formando parte del paisaje de un país que no respeta los animales. Y así hasta que un día una pala arranca su cuerpo pegado a la carretera y lo arroja al fondo de una camioneta. Sus vidas acaban tan olvidadas como la de aquel hombre que sólo gracias a la fecha de periódico sabemos qué día ha muerto. Descansen todos ellos en paz.


Raúl Mérida Gordillo es presidente de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante.

Camino de Peter Pan 31/10/2007

Conocen la historia de Peter Pan Se trata de aquel niño que no quería ser adulto. Vivía en el país de Nunca Jamás, donde compartía, junto a otros chicos, juegos, travesuras, diversión... y tristeza. Tenían todo lo que se puede tener en un mundo imaginario: objetos maravillosos, miles de risas. Y por supuesto, un hada que les acompañaba y cuidaba de cada uno de ellos. Cuenta la historia que cuando un niño ríe, sólo con su sonrisa hace nacer a miles de hadas. Pero, cuando crece y deja de creer en ellas, éstas mueren sin remedio. Sin embargo, en aquel mundo les faltaba lo principal. No tenían una madre que les enseñara lo que significaba un beso, un abrazo, o escuchar las palabras «te quiero». Y, como en toda aventura que se precie, existía también un temido enemigo, el Capitán Garfio, representante de la realidad y del mundo de los adultos. ¿Y cómo llegaban hasta tan mágico lugar Todos ellos se habían caído, siendo aún bebés, del carrito donde los llevaba su cuidadora, sin que ésta se hubiera dado cuenta de ello. El recién nacido, solo y desvalido, había quedado tumbado sobre la fría acera de la ciudad. Alguien, al pasar por allí y escuchar sus lloros, los había recogido y llevado a una oficina para niños perdidos o extraviados. Siete días. Allí disponían sus padres de siete días para reclamarlos y recogerlos. Pero, ¿y si nadie lo hacía Entonces, el autor soñó el mundo de «nunca jamás» para todos ellos, un lugar donde eran enviados para vivir ya siempre alejados de los adultos, que tanto daño les habían hecho. Esa es la historia. Pero, hay otras tan cercanas y parecidas. El artículo diecisiete de la Ley 4/94 de la Generalitat Valenciana, viene a decir que, se considerarán animales abandonados todos aquellos que caminen solos, perdidos o vagabundos, sin nadie que les acompañe. Los propietarios tendrán diez días. Diez días para recogerlos. Pasado ese plazo, pasarán a ser considerados abandonados. Me gustaría poder tener un mundo como el que soñó el creador de Peter Pan, donde las personas que abandonan o maltratan animales no pudieran jamás acercarse a ellos. Un lugar lleno de cariño y respeto hacia esos seres que sólo saben darnos amor y entrega a cambio de nada. Ojalá pudiera inventar ese país para todos ellos repleto de amistad y agradecimiento pero sólo tengo éste y, por desgracia, de momento no destaca precisamente por protegerlos.
Raúl Mérida es presidente de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante.
AMOR PURO Y VERDADERO
Cuentan que, en un país de oriente, alguien paseando encontró una tienda que, con grandes carteles, anunciaba en su escaparate que vendía amor. Asombrado por el descubrimiento entró dentro y preguntó acerca de la valiosa mercancía con la que comerciaban. El dependiente le contestó sin darle apenas importancia que sí, que aquella tienda estaba especializada en vender amor, amor de todos los tipos...-¿Qué tipos existen?- Preguntó él comprador extrañado.-Muchos. Tenemos “Amor normal” con sus virtudes y sus defectos, es el más corriente; “Amor a medias” que nunca sabes si existe o no, la verdad es que con bastante aceptación en los últimos tiempos; “Amor verdadero y puro” del que casi ya no tenemos existencias, muy de moda antaño en desuso hoy y luego, por supuesto, la estrella de nuestros días: “El amor a uno mismo”. De éste último, aunque es el que más se estila ahora, tampoco se vende mucho ya que es muy fácil de desarrollar por uno mismo sin necesidad de salir a comprarlo a ningún lado... ¡Ah, se me olvidaba! También tenemos “Amor de mentira”. En realidad, éste es una variante del anterior, es el no amor, el de aquellos que creen que aman a alguien y sólo se aman a ellos...--¿En cuál de todos ellos estaría usted interesado?- -¡Hombre! Yo puestos a elegir... Veamos, del amor a medias ya conocí bastante y sufrí por ello. El normal, la verdad, no me interesa. El amor hacia mí mismo es muy... No sé. Yo querría comprar amor verdadero y puro, amor para toda la vida--¿Está usted seguro? Piense que si usted pasa a sentir este tipo de amor, lo sentirá plenamente, hacia todas las cosas... Amará a las plantas, a las flores, amará el cielo y la tierra, querrá siempre tanto a quien le haga mal como al que le haga bien... Jamás odiará a nadie, responderá siempre con cariño y amor, querrá a todo el mundo, a todas las personas... En fin, mucho amor--¿Sigue convencido de que lo quiere? ¿Podrá soportarlo?--Por supuesto, ahora estoy más convencido que nunca--Entonces, espere un momento... Déjeme que le lea antes el libro de instrucciones que acompaña a este tipo de amor. No quiero engañarle, luego no aceptamos devoluciones de ningún tipo. Sí, aquí está lo que quiero que sepa, veamos: <
1º No soportará el peso de tanto amor sobre su cuerpo y poco a poco su espalda se irá doblando hasta que de nuevo se verá obligado a comenzar a andar a gatas, como cuando era un niño.
2º Poco a poco su cuerpo se transformará para dar cabida a su corazón, debe recordar que, cada vez, éste será más y más grande por lo que tendrá que extenderse por todo su cuerpo.
3º Precisamente por lo anterior, llegará un día en que no podrá volver a hablar, por otro lado, haciéndolo a menudo se hace mucho daño y usted ya no puede causárselo a nadie.
4º Un día querrá decir algo y se dará cuenta de que solo ladrará, no se preocupe es normal, para entonces ya se habrá convertido en un perro. No podemos asegurarle si será de raza o no, si habrá sido abandonado... Todas esas cosas dependen de cada uno, de la suerte pero, lo que es seguro es que, sea lo que sea, siempre será fiel y cariñoso como cualquier perro, capaz de sentir sin límite alguno, un amor puro y verdadero incluso hacia quien le haga daño....>>

Raúl Mérida Gordillo, presidente de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante
COMO SER EL MEJOR AMIGO DEL MEJOR AMIGO
Adoptar un animal de compañía es una decisión que puede cambiarnos la vida para siempre pero ¡cuidado! Si no estamos convencidos de ello, puede convertirse en un auténtico drama para el animal. Por el contrario, si estamos preparados puede ser una aventura maravillosa pero ¿cómo saberlo?...
1.º Antes de tener un animal de compañía, piensa en todo lo que tú puedes ofrecerle y no sólo en lo que él te va a proporcionar... Contesta a las siguientes preguntas: ¿Estás dispuesto a que viva contigo en tu casa? ¿No te importa lo que ello puede suponer? ¿Seguro?... ¿Piensas que sacarlo a pasear cada día es un sacrificio o, por el contrario, unos minutos de tranquilidad y diversión? ¿Qué opina la gente que vive contigo? ¿Están de acuerdo? ¿Hay alguien que no lo está? ¿Por qué?...Sin duda, en la respuesta de alguna de estas preguntas, está buena parte del futuro de tu animal. No lo olvides.
2.º Acuérdate de que requiere un espacio digno y adecuado. Correr, jugar, oler, sentir... Son cuestiones básicas para los animales. Sin ellas su vida no es vida.
3.º Piensa en todas las necesidades que el animal va a poseer a lo largo de su vida y hazlas tuyas de tal forma que, cuando a él le falten, te falten a ti.
4.º Protégele siempre del frío y del calor. Recuerda que ellos también sienten.
5.º Que nunca le falte ni agua limpia, ni comida adecuada. Es un derecho básico de él y una obligación principal tuya.
6.º Que sólo está atado a tu mano cuando pasees a su lado, pero no lo condenes nunca a vivir prisionero de una cadena o un lazo que limite la frontera de su espacio. Existen animales que en toda su vida sólo recorrieron un metro cuadrado. Animales condenados a vivir muriendo, o a morir viviendo.
7.º Recuerda siempre que la salud es un bien que no dura mil años. Los cachorros crecen, envejecen y puede que en cualquier momento enfermen. El veterinario es su amigo y su médico... Aquel que le cura cuando está enfermo y nos aconseja cómo actuar para que, en la medida de lo posible, nunca lo esté. Visitarle es mejorar y alargar su vida.
8.º Que nunca te sienta su dueño pero que, siempre, te sienta su amigo. Él aprenderá a vivir como tú. Andará a tu ritmo y si le dejas, siempre estará a tu lado. Eres su razón para vivir y te demostrará cada día que, cuando alguien dijo aquello de: "el mejor amigo del hombre", estaba pensando en alguien como él.
9.º Quiérelo para siempre y sin miedo... Y, así, cuando un mal día se marche de tu lado porque la vida decida abandonarlo, que no te avergüencen tus lágrimas. Llórale como se llora al hermano que se marcha, como él lloraría por ti.
10. Y, por último, jamás lo abandones... Porque, como dice el slogan, él nunca lo haría. Y porque nunca el amor debe ser abandonado. Y, simple y llanamente, porque sin ti se muere.
Quizás este decálogo pueda ayudarte a ser un buen dueño. ¡Ojalá!De todas formas, por favor, no olvides nunca que no es obligatorio tener un animal de compañía pero, sí es obligatorio tenerlo bien.
Raúl Mérida Gordillo es presidente de la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante.

5 comentarios:

  1. Pues ya he conocido una historia que me han contado directamente las personas afectadas, despues de adoptar un perro, de aproximadamente un año de edad, murió a los pocos dias de estar en su nueva casa, ¿por causas ajenas a la protectora? Por supuesto que si, pagaron 120 euros para gastos de vacunas, etc a la clínica veterinaria que ellos tienen concertada, les pidieron además "la voluntad", y finalmente negaron cualquier responsabilidad. Además me cuentan que el trato muy desagradable, los animales en una situación lamentable... Esta protectora cuenta con las pertinentes subvenciones, de manera que personalmente no entiendo que nadie tenga que pagar por la adopción. Espero que por el bien de los animales que van a parar con sus huesos allí se esclarezca todo algún día y las ayudas lleguen para otros centros que me consta que si actúan de manera desinteresada movidos solo por el amor hacia la especie

    ResponderEliminar
  2. La protectora de animales de Alicante, cuando vas a doptar a un animal solo te pide la voluntad, nunca pone precio a un perrito o gatito que vayas a adoptar, y los animales no estan en una situacion lamentable, simplemente hay que ir alli, las puertas estan abiertas para quien quiera entrar, mirar y preguntar. Hacerlo, os llevareis gratas sorpresas..

    ResponderEliminar
  3. Este verano he tenido ocasión de hablar con una persona que conoce personañmente a Raul Mérida y las instalaciones, los recursos con los que cuentan, la cantidad de animales que llegan a la protectora... Me comenta esta persona que ciertamente por la labor que desarrolla se ha creado enemigos que tratan de desacreditarle, a él, a la protectora, a las personas que trabajan junto a él...

    ResponderEliminar
  4. Ir al Albergue de animales de Alicante, entrar alli, pasear, mirar a los animalitos, y despues opinar, es muy fácil decir algo sin ni siquiera saber donde estan. Es muy fácil criticar sin saber, pero esto es España, se puede decir lo que quieras, aunque sea mentira, la bola se ira haciendo mas y mas gorda, para regocijo de algunos que solo buscan el mal y como no el dinero.

    ResponderEliminar
  5. Manténgase conectado de forma no parada gracia nuestros paquetes ofrecen créditos entre
    individuos disponible día y noche tiene una tasa de interés del 2%
    A partir de 191 euros de correo electrónico solo. contacto: mickaelduboquet@gmail.com

    ResponderEliminar